No se quede sin conocer estos tips para enviar sus productos a domicilio

No se quede sin conocer estos tips para enviar sus productos a domicilio
No se quede sin conocer estos tips para enviar sus productos a domicilio

Poder ofrecer el envío de sus productos a domicilio es un ítem crucial para el éxito de su negocio, pues esto le trae beneficios: primero, es una gran alternativa para mantenerse activo en el mercado e incrementar sus ventas y segundo, si el usuario tiene una buena experiencia habrá más oportunidades de que lo recomiende y se fidelice.

Haga que su cliente tenga una buena experiencia

  • Los domicilios los puede realizar por medio de empresas de mensajería o plataformas que prestan este servicio. El comprador seguramente querrá saber cuándo llega su pedido. Por eso, puede contratar un proveedor que tenga servicio de rastreo, así su cliente podrá ver el estado del envío y conocer la hora o día de llegada.
  • Otro punto importante es la puntualidad. Cerciórese de que su proveedor de envíos le garantice una hora o un día de entrega. Sea honesto con su cliente y cuéntele cuándo recibirá el pedido, pues este valorará que el producto llegue en el tiempo establecido y con las condiciones y características ofrecidas al momento de la compra. Recuerde que siempre es recomendable superar las expectativas de su cliente.
  • El empaque es un tema muy importante. Si bien debe proteger el producto, también puede aprovecharlo para convertirlo en una extensión de su marca. Por ejemplo, puede poner una bonita imagen de la marca sobre el paquete de envío o envolverlo en una caja con buena presentación.

La importancia de un precio razonable para el envío

Este es un tema esencial, pues es necesario encontrar un equilibrio para que el cliente no deba pagar mucho más ni que usted vea afectadas las finanzas de su negocio. Le damos algunas ideas para lograrlo:

  • Utilice empaques ligeros y pequeños. El peso y el tamaño son los dos principales factores que evalúan los proveedores de envío para calcular el costo.
  • Cotice varios proveedores de envío, bien sea entre ciudades o dentro de la misma ciudad. Hay plataformas digitales que se dedican a la labor de domicilios, estas pueden ser una buena opción. Si le es posible, puede negociar las tarifas por cantidad de envíos. Por ejemplo, dígale al proveedor que le dé un descuento por enviar 30 productos al mes.
  • Escoja la forma que mejor se adecúe a su negocio para cobrar el costo del envío. Por ejemplo, puede decir que el valor es gratuito y subirle un poco el precio a los productos; puede establecer una tarifa fija para el domicilio; puede ofrecerle a su cliente envío gratuito por determinada cantidad de productos o también puede darle diferentes opciones de envío para que sea su cliente quien escoja cuánto pagar.

Por último, si el producto es de gran valor y lo va a enviar entre diferentes ciudades, evalúe la posibilidad de adquirir un seguro, pues en caso de que suceda algún imprevisto, el valor del producto estará siempre asegurado.

Tome en cuenta estos datos y recuerde, en el proceso de envío está parte del éxito de su negocio.