Monotributo, otra forma de pagar impuestos

09_Es el momento de hacer un balance de sus inversiones

Para los negocios de comercio a veces resulta complejo la presentación y pago de los impuestos. Pensando en esto el Gobierno Nacional implementó en 2017 el “monotributo”, el cual fue uno de los cambios más importantes en la reforma tributaria.

El monotributo es un impuesto que le permite a los comerciantes realizar en un solo pago los impuestos de renta, IVA y seguridad social. Este impuesto es opcional.

¿Quiénes pueden pagar este impuesto?

Personas naturales o comerciantes que tengan locales con un área inferior a 50 metros cuadrados e ingresos anuales inferiores a $112 millones.

Pueden ser negocios como tiendas, peluquerías, ferreterías, charcuterías, carnecerías, servitecas, tiendas de tecnología, así como tiendas de tecnología, deportivas, de ropa y accesorios; venta de electrodomésticos, librerías, papelerías, droguerías y comercio online.

¿Cuáles son los beneficios?

El monotributo permite a los comerciantes realizar el pago de impuestos de una manera más simple, además le brinda la oportunidad de usar datafono sin incurrir en el costo de retención en la fuente y de afiliarse a una caja de compensación.

¿Cuánto se debe pagar en el monotributo?

El valor mensual del impuesto puede oscilar entre un mínimo de $43.000 y un máximo de $85.000. Ese valor depende de los ingresos anuales del comerciante.

En caso que el comerciante no desee optar por el pago del monotributo, deberá continuar cancelando el impuesto de renta, el IVA y la seguridad social por separado y acorde a las tarifas que aplican a cada uno de ellos.